El Cajasur quiere cerrar el extraño 2020 sacando dos puntos en Zarautz

18 diciembre, 2020
  • Los granates intentarán irse de vacaciones con los deberes cumplidos y dando un paso de gigante hacia la fase por el ascenso

Último partido de este extraño 2020 para un Cajasur Córdoba BM que buscará irse al parón navideño a lo grande, tratando de sumar dos nuevos puntos, en una pista muy complicada como es la de Zarautz, para seguir instalado en la zona noble de la tabla e intentar eliminar a otro rival en la lucha por alcanzar una de las cinco primeras plazas que supongan la salvación. El partido se jugará el sábado a partir de las 19:00 horas en el Polideportivo Municipal de Zarautz, con arbitraje de la pareja formada por el catalán Josep Millán Cazorla y el vasco Aitor Izquierdo Molina.

Diecinueve encuentros ligueros ha disputado en este año natural el Cajasur CBM, incluyendo ocho de la pasada temporada, con el final abrupto ya conocido, y once de la presente, a falta de jugar el último en tierras vascas. El bagaje hasta el momento es de diez victorias, tres empates y seis derrotas, cobrando especial importancia el propio de esta temporada, con un Cajasur tercero de su grupo gracias a las siete victorias, un empate y tres derrotas que le ponen tercero de su grupo con quince puntos, en una situación inmejorable para jugar la fase por el ascenso a Liga Asobal.

Y para dar un paso de gigante hacia ese objetivo el duelo en Zarautz puede ser casi determinante. Traerse dos puntos de tierras vascas podría dejar la clasificación a tiro de piedra y sobre todo supondría marcharse al parón navideño en una situación privilegiada, antes de afrontar a la vuelta los duros compromisos consecutivos contra Torrelavega, Alcobendas y Antequera, que pueden marcar muchas cosas de cara al futuro.

Lo primero es intentar vencer en Zarautz, una empresa imposible para el Cajasur en toda su trayectoria en Plata, lo que convierte el recinto guipuzcoano en territorio vetado hasta ahora. Jesús Escribano definió al rival del sábado como “otro clásico de la categoría, con la enorme virtud de haber cambiado poco en los últimos años, manteniendo su columna vertebral y formado por gente que viene de muy buenas promociones”.

Guerreros como los que más, la fortaleza vasca radica en su intensa defensa, que, en palabras del mister granate, “realizan perfectamente los Atorrasagasti y Xabat Olaizola, con mucha corpulencia y muy duros de superar en el uno contra uno. Son un equipo que siempre nos ha costado superar, por algo son los menos goleados de la categoría”. En lo que respecta a la faceta ofensiva, Escribano incidió en la idea de que “lo hacen todo sencillo, pero extremadamente seguro y efectivo. Saben perfectamente el momento en el que tienen que correr y el que no y tienen control de juego con pocos puntos débiles, así que deberemos estar bastante certeros para llevarnos los puntos”.

Los dieciséis jugadores que componen la plantilla granate estarán disponibles para disputar este partido.